IMPRESIONES PERSONALES: OBRA DE TEATRO FORO "NO AL ESTIGMA"

marzo 06, 2017

Mikel Quetglas

Voluntario y experto en primera persona

Monitor del Taller de Literatura y Escritura Creativa

“NO AL ESTIGMA”

 -¿Y qué es una vida normal?-

 Con esta pregunta comenzó la obra de teatro “No al estigma” en la que todos los voluntarios que viajamos a Madrid teníamos depositadas grandes ilusiones.

Una performance plástica y emotiva, seguida de un recorrido a través de las escenas cotidianas en la vida de cualquier persona con problemas de salud mental dieron paso a la “tertulia”, tal y como los moderadores quisieron llamarla. En ella, los actores se dispusieron sentados frente al público y se desvistieron frente al espejo que entre todos, como sociedad, conformamos y que, en ocasiones, tanto hiere su reflejo. Buscaban, y buscamos, huelga recordarlo, el calor de ese abrigo que juntos somos capaces de tejer pero que el sufrir un problema psicológico nos convierte inevitablemente en un despunte en el tejido. Lanzaron y lanzamos un grito ensordecedor anhelando escucharse/nos y ser escuchados y se mostraron desvalidos pero, a su vez, dispuestos a dejar de serlo.

Algo quedó patente desde mi punto de vista como persona con problema de salud mental, como espectador, como ciudadano y como persona, valga en esta ocasión la redundancia: que el estigma representa un grave problema social y que nos afecta a todos, sin excepción, y sobre el que urge buscar soluciones que traten de resolverlo.

Recuerdo que al entrar nos obsequiaron a cada uno de los asistentes con una pieza de puzle blanca e inmediatamente me proyecte re-construyéndolo entre todos al finalizar la obra y desvelando de esta forma posibles soluciones creativas para acabar con el estigma sobre el tapiz así formado. ¡No sucedió de esta forma, muy a mi pesar!.

Nos propusieron, en su defecto, dibujar un símbolo sobre ellas e introducirlas en un baúl, como quien tira una moneda al aire, o al río, o a una fuente dominada por la escultura de una imagen totémica, esperando que sus buenos deseos se hagan realidad… “Que Dios os bendiga!”…. y pronto cada uno a sus cosas.

Con una rápida ojeada, involuntaria pero inevitable, pude ver las piezas acumuladas en el baúl mezcladas con donativos anónimos y amuletos que custodiarían el devenir de los afectados.

Tras la función salí del teatro algo contrariado y triste.

Reflexionando sobre lo que sentí, vi, compartí y pude relacionar con mi propia experiencia llegué a la conclusión de que, no sin esfuerzo y miedo, algunos logramos descifrar y expresar el dolor que genera el estigma y las conductas de discriminación que les acompaña y que eso es bueno y necesario, como sucedió durante la obra, pero…

¿Y después qué?

Yo quiero y necesito vivir mi vida y caminar hacia delante, y construir “puzles” con otras personas y sentirme uno más, además de serlo; y el no poder conseguirlo…¡me preocupa!.

“Tú y yo; Yo y tú” estos fueron los símbolos que dibujé sobre la pieza del puzle que, según mi opinión, quedó pendiente de hacerse ya que así es como me gustaría aprender a ser libre y lograr poner en práctica la condición de serlo:

¡Sentirme tranquilo en tu presencia es mi asignatura pendiente!

¡Enhorabuena a los actores, directores y equipo técnico por su esfuerzo y a las personas del público que, de manera espontánea, quisieron libremente abrir su corazón y compartir su testimonio!

¡Todo camino comienza con un primer paso hacia delante!

 

 

 

Leave a reply
IX JORNADAS SOBRE LA INCLUSIÓN SOCIAL Y LA EDUCACIÓN EN LAS ARTES ESCÉNICASRECUPERACIÓN: EL PROTAGONISMO DE LAS PERSONAS CON PROBLEMAS DE SALUD MENTAL
Todos los comentarios (3)
  • Nieves Martínez
    marzo 06, 2017 at 1:34 pm

    Enhorabuena, Mikel, por compartir con nosotros tus impresiones personales acerca de esta experiencia, entre dura y hermosa. Actrices y actores, expertos ellos en primera persona como tu y como tantos otros pusieron de manifiesto las actitudes de desprecio que gran parte de la sociedad con nombres y apellidos les dirige. Actores y actrices de esta obra de teatro social y de reflexión parecen tener la suerte de contar con padres y hermanos que les apoyan, que les reafirman en su existencia, en la defensa de su dignidad y en la búsqueda de su propósito vital; otros no cuentan con esa suerte. De ahí también la importancia de crear esos espacios tan acogedores, amables y humanos como los que creáis Carlos y tu en el taller de literatura y escritura creativa cada tarde de viernes, y el resto de monitores del programa de talleres Soycomotu, en distintos espacios culturales a lo largo de la semana. Un fuerte abrazo para todos y todas

    Responder
    • Encarna Maria Toral
      @Nieves Martínez
      marzo 06, 2017 at 7:10 pm

      Muchas gracias Mikel por compartir tus impresiones sobre la obra de teatro social a la que pudimos asistir ayer algunos de los voluntarios de la fundación. Una obra de teatro muy humana, donde los actores y actrices mostraron su corazón. En esa pieza del puzle yo escribí la palabra "humildad" porque es lo que vi en sus rostros y en su manera de expresar lo que sienten. Efectivamente, es un primer paso, es un camino que comienza y que entre todos daremos continuidad para buscar fórmulas y luchar contra el estigma hacia las personas con problemas de salud mental. Un abrazo

      Responder
  • Carlos
    marzo 07, 2017 at 9:15 am

    Muchas gracias Mikel por expresar tus impresiones acerca de lo que vivimos en la Sala Mirador de Madrid. En buena medida, estoy de acuerdo contigo en todo lo que afirmas. Lo que contemplamos este domingo fue un inteligente primer paso en la lucha contra el estigma de las personas con problemas de salud mental. El primero de muchos otros que entre todos podemos y debemos dar. Mi contribución al puzzle fue la palabra "fortaleza", una cualidad imprescindible para que todas aquellas personas con problemas de salud mental que se encuentran estigmatizadas puedan salir adelante. Un abrazo.

    Responder

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

css.php