DESCOMPONIENDO IMÁGENES, RECOMPONIENDO HISTORIAS

mayo 15, 2017

Por los participantes del Taller de Literatura y Escritura Creativa
Fundación Cattell Psicólogos

Dentro de apartado creativo del Taller de Literatura, uno de los ejercicios que solemos practicar durante las sesiones consiste en escribir un texto a partir de una imagen sugerente. En una de las ocasiones, presentamos el trabajo del fotógrafo español Chema Madoz y les pedimos que eligieran entre alguna de las fotografías que les mostramos para crear un texto a partir de las emociones, sentimientos o recuerdos que les sugiriera la imagen. ¡Esperamos que os gusten estos escritos!

 

Almas de metal, cuchillos de plástico,

puñaladas de papel, sangre de barro…

Eso es todo lo que fue,

Y no me dejaste expresarlo,

en un día como aquel,

cuando te vi pasar por el barrio.

Tú me heriste en lo más profundo de mi ser,

y yo te sobrepasé catapultando tus labios…

No me digas que no fue,

no me desangres con engaños,

que más allá de las fronteras de tu piel,

es donde comienzo mi espacio.

Por Mercedes

 

 

Tú y yo: ¿Pueden entenderse estos dos conceptos como algo separado? ¿O sólo tienen sentido en la relación entre sí?.

Solo puedo pensar el yo como algo separado y único. El yo es el símbolo de la pureza. Existen noblezas que al ser corrompidas el universo entero debería estremecerse y gritar. Una niña con un bonito vestido de flores paseando, inocente y despreocupada, por un campo primaveral. O un niño, también por el campo paseando y jugando junto a su perro. ¡Qué feliz él!; ¡Qué dicha!. Todo es perfecto tal y como está.

Pero tú has sido el meticuloso diseñador de todas mis lágrimas. No puede existir la pureza junto al tú. Tú solo das paso al desorden y al desequilibrio. Tú eres daño, castigo y condena. El infierno eres tú. Tú no deberías existir. ¡Ojalá hubiese sido solamente yo, y nada más!”

Por Antonio

 

 

 

Junto las manos

De forma que dibujen un cuenco

Donde concentro

Todo mi universo

Si observas detenidamente

con la mirada precisa

Verás tu mundo

Reflejado en el mío

Inmenso en su estrechez,

Tan carente y lleno de sentido.

 

Ambos destinos contenidos

En el breve espacio

Que abarcan mis manos,

Justo en este preciso instante

Del tiempo infinito.

Tu y yo ahora,

Yo y tú seremos más tarde.

Por Mikel

 

 

 

Ese día sintió que la gargantilla apretaba demasiado. Podría ser la bufanda que estrujaba su cuello o el recuerdo de las palabras malsonantes vociferadas hacía un instante y que habían catapultado su espíritu hacia el envenenamiento.

En aquel momento de desolación, sólo un amigo entendería sus palabras, sólo un buen amigo comprendería su llanto, y sólo el mejor amigo le apoyaría en su silencio.

Por Carlos

Leave a reply
UN SUSHIMAN MUY CREIBLE: MASTER CLASS EN EL TALLER DE COCINA SOYCOMOTU®NUEVA ACTIVIDAD DE ESCRITURA CREATIVA: “PREJUICIOS”
Todos los comentarios (1)
  • Carlos
    mayo 17, 2017 at 9:27 am

    Enhorabuena a todos por vuestro trabajo. Se crearon historias muy originales a partir de la fotografía de Chema Madoz.

    Responder

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

css.php